Si usted o un ser querido ha estado en el hospital, el día del alta es un gran día.

Hay un par de cosas que puede hacer para asegurarse de que su ser querido tenga una transición tranquila entre el hospital y el hogar.

Primero, pida al personal del hospital que envíe un resumen del alta que incluya la lista de medicamentos a su médico o al médico de la familia. Esto le permite al médico conocer el motivo de la hospitalización, las pruebas que se realizaron y el seguimiento necesario.

En 2017, Blue Cross and Blue Shield of Texas encuestó a muchos de nuestros médicos de cabecera y solo el 72 por ciento dijo que recibió un resumen del alta del hospital después de que su paciente dejó el hospital. Así que asegúrese de pedirle al hospital que envíe el resumen a su médico.

Segundo, asegúrese de programar una cita con su médico o el médico de la familia. De esta manera usted puede hablar de la hospitalización y de los resultados de cualquier prueba.

Es importante que su médico revise los medicamentos recetados en el momento del alta. El médico puede decidir si se necesitan cambios en la medicación.

Estas dos medidas pueden ayudar a asegurar que el cuidado esté coordinado entre el hospital y su médico.